Ay, qué resaca más tonta

Hoy debería haber sido un día intensivo de playa. Por el contrario, la casa me ha comido, me ha fagocitado de tal manera que no ha habido forma de sacarme. Y a estas alturas, ya me he dado por vencido. El cansancio de la semana, el calor pegajoso y el post-operatorio de la noche de … > seguir leyendo

Neutralizado

Apenas quedan veinticinco horas para que dejemos atrás otro año y cada uno aplica en este momento su propio criterio. Algunos hacen balance: lo bueno por aquí, lo malo por allá. Otros, prefieren reflexionar sobre lo que han hecho (o no), durante este año y prometerse a sí mismos lo que harán (o al menos … > seguir leyendo

Volviendo al pasado

Rescatando algo que escribí hace ya cinco años. El tiempo pasa mucho más rápido de lo que apreciamos..     Agosto de 2008. Supones que estás ahora aquí porque siempre se te ha dado mejor escribir que hablar. Tal vez porque aun a pesar de ser alegre y espontáneo, realmente eres introvertido y celoso de … > seguir leyendo

[ . . ]

Sí. Aquí estamos. Un día más. Cosas. Cosas. Cosas. Todo el día, todos los días, están ocurriendo cosas. Últimamente pocas buenas. Y las malas, que tampoco muchas, bastante malas. Mi perrita Nora fue atropellada por un coche la semana pasada. Tenía cuatro años. Llevaba tres conmigo. Sólo ella y yo sabemos lo que pasamos juntos. … > seguir leyendo

De qué vamos

Un tío cuyo abogado defenderá como enajenado mental, decide que toda esa gente que no piensa como él y por ende es una amenaza – una conclusión logiquísima a todas luces, por favor -, debe morir. Prepara explosivos, armamento. Se lanza a la aventura y ala, a aniquilar chusma. Como máximo, a este elemento que … > seguir leyendo

No entiendo a los humanos

Una vez sentiste cosas. Cosas intensas. Tanto que no sabías si eran buenas o malas para ti. Entonces eras una persona pasional, llena de deseos, de ganas, de fuerza, de ilusión. El mundo siguió girando, los días pasando y tú, haciéndote mayor. Durante todo ese tiempo, como no tenías una burbuja de cristal en la … > seguir leyendo

Hacia dentro

Cuántas veces me habré parado para sentir algo.. Y cuando digo parado me refiero a detener mi actividad, a dejar lo que estaba haciendo, por saborear una sensación. Un instante que, por mínimo que haya sido, me ha regalado una satisfacción gigante. Soy energía en constante transformación. Soy agua en movimiento. Soy electricidad. Soy un … > seguir leyendo